Vitaminas para tu cabello

Vitaminas indispensables para tener un pelo radiante

Descubre las vitaminas necesarias para lucir una melena larga y sana.

Nuestro pelo, como todo organismo vivo, necesita de ciertos alimentos y nutrientes para crecer sano y fuerte.

En la naturaleza podemos encontrar diferentes micro nutrientes presentes en las hojas verdes, los frutos secos, las frutas, las semillas o las algas, por ejemplo, que interactúan con el cuerpo aportándole vida a través de moléculas específicas.

Como nuestros suelos están sobre explotados y gran parte de las frutas y verduras de los supermercados contienen herbicidas y pesticidas, los alimentos que ingerimos suelen contener unas dosis de micro nutrientes muy bajitas. En estos casos, lo recomendable es comer alimentos orgánico.

Por otro, también existen los comprimidos vitamínicos. En caso de que optes por esta segunda opción, es muy importante que te informes sobre la procedencia, método de fabricación e ingredientes de la cápsula. Lo ideal es que utilices un complemento vitamínico puro y en momentos precisos. 

Hoy queremos compartir contigo las vitaminas que pueden proteger, fortalecer, hidratar y sanear tu cabello desde dentro hacia fuera y desde fuera hacia dentro.

¿Qué son las vitaminas?

Las vitaminas son un grupo de sustancias necesarias para el funcionamiento celular, el crecimiento y el desarrollo correcto del cuerpo. Existen 13 vitaminas esenciales.

Son sustancias químicas que no pueden ser sintetizadas por el organismo, y que están presentes en pequeñas cantidades en los alimentos, siendo indispensables para la vida y las actividades cotidianas de nuestra rutina.

Se clasifican en: A, B1, B2, B3, B5, B6, B12, C, D, E, Ácido fólico, Biotina y K.

Dentro de esta lista se dividen en hidrosolubles y liposolubles.

Las vitaminas hidrosolubles son solubles en elementos acuosos. Esto significa que se eliminan fácilmente a través de la orina. En esta categoría encontramos las vitaminas C y las B1, B2, B3, B6 y B12. Por lo general, la mayoría de las personas son capaces de consumir cantidades suficientes de vitaminas hidrosolubles simplemente por el consumo de una dieta equilibrada (salvo los vegetarianos y veganos, que deben suplementarse con vitamina B12 o tomar levadura nutricional a diario).

Las vitaminas liposolubles, como su nombre indica, se disuelven en grasas. Éstas se almacenan en tejidos grasos del organismo como el hígado o el tejido adiposo, por lo que pueden generar problemas de toxicidad. Además, su eliminación es más dificultosa por lo que hay que poner especial cuidado en no exceder su consumo. Aquí encontramos las vitaminas A, D, E y F.

¿Qué tipo de vitaminas necesita nuestro cabello?

Las vitaminas se pueden adquirir a través de diferentes alimentos y su correcta absorción tiene un impacto directo en el pelo.

Por eso, antes de empezar a atiborrarnos con miles de alimentos o suplementos vitamínicos, tenemos que examinar nuestro hígado: de nada sirve comer muy sano e ingerir suplementos si nuestro hígado no es capaz de metabolizar correctamente los nutrientes.

Evidentemente, una dieta vegetal y alcalina promueve la buena absorción de los nutrientes por el cuerpo: aún así, examinarlo de vez en cuando, sobretodo si sufrimos de algún tipo de malestar, no viene mal.

Nuestro cabello necesita de un cierto tipo de vitaminas para crecer sano y fuerte:

- vitamina A, presente en mangos, las zanahorias, los tomates…

- vitamina B, presente en col rizada, el tempeh, la levadura de cerveza…

- vitamina C, presente en pimientos, el perejil, las naranjas…

- vitamina E, presente en las nueces de Brasil, almendras, espinacas,

brócoli…

- vitamina D, a través de una exposición diaria pero moderada al sol.

La carencia de vitamina B8, por ejemplo, puede ser causa de calvicie o pérdida de pelo. La carencia de vitamina B12 puede generar una caída más abundante, sequedad y/o aparición prematura de canas…

Por otro lado, la vitamina B3 estimula el crecimiento del cabello y aumenta la circulación capilar, mientras que la vitamina B6 produce melanina, dando color y ida al mismo.

Una dieta equilibrada, donde abunden los alimentos mencionados anteriormente, las proteínas de calidad, las grasas saludables, el hierro, el calcio y el zinc puede prevenir muchos problemas capilares y revertirlos. Pero nutrir el cabello por dentro no es suficiente: también es importante hacerlo por fuera.

Nuestros productos capilares son 100% naturales y orgánicos, están hechos a base de aceites esenciales y contienen propiedades muy nutritivas, protectoras, antioxidantes e hidratantes. ¡Limpia tu pelo con productos nutritivos!

Leave a comment

All comments are moderated before being published

Shop now